Noticias

CONTACTO:    Almudena Esteban    media@carbures.com    915765250

Carbures firma un segundo contrato con Hyperloop para su tren futurista

• Carbures Civil Works ha firmado un segundo contrato, por 2,8 millones de euros, con Hyperloop Transportation Technologies (HTT) para el desarrollo integral, desde la ingeniería hasta la fabricación del prototipo del ducto para la línea de este tren futurista que conectará Dubái con Abu Dabi.

• El prototipo de tubo se construirá en composite, tendrá una longitud de 700 metros, repartidos en segmentos de 12 metros de largo por cuatro de diámetro y un grosor de pared de 32 milímetros, irá dotados de miles de sensores inteligentes que mejoran el mantenimiento y la seguridad y el plazo estimado de fabricación es de un año.

Madrid, 5 de marzo de 2018. Primero fueron los prototipos de las cápsulas de los pasajeros. Ahora es el del tubo por el que viajarán las cápsulas. Carbures ha firmado un segundo contrato con la americana Hyperloop Transportation Technologies (HTT) para el desarrollo integral, desde el diseño, ingeniería, tecnología y fabricación, del prototipo de tubo de composite por el que, a modo de vía, circulará la línea Dubái-Abu Dabi de este tren futurista. El contrato le ha sido adjudicado a la tecnológica española en un concurso con otras cuatro compañías que presentaban proyectos de tubo de acero. El prototipo tendrá una longitud total de 700 metros de longitud y estará dotado de miles de sensores inteligentes con capacidad para transmitir información a una central receptora con la que se controlará y facilitará la seguridad de la instalación. El contrato firmado por Carbures y Hyperloop asciende a 2,8 millones de euros y se estima que la entrega del prototipo sea a finales de este año.

La división de Civil Works de Carbures, experta en la ingeniería y diseño de ductos petrolíferos en materiales compuestos, ha competido durante seis meses en un proceso de selección con otras cuatro empresas, que proponían la fabricación del ducto con acero, y ha resultado adjudicataria del proyecto por su ingeniería y capacidad tecnológica-industrial de fabricación de estructuras en materiales compuestos. Este tipo de material ofrece claras ventajas sobre el metal; una mayor resistencia y dureza con incluso una mayor elasticidad por su baja densidad en comparación con el acero, así como una gran capacidad de aislamiento térmico.

El prototipo de ducto o tubo por el que circulará la cápsula tendrá una longitud de unos 700 metros, divididos en segmentos de 12 metros de largo por cuatro metros de diámetro, y un espesor de 32 milímetros y el trazado final será de unos 280 km de tubo (doble circuito) entre los dos países. Además, Carbures va a dotar a esa estructura de miles de sensores que permitirán medir, entre otros parámetros, si el tubo ha sufrido una deformación por la causa que sea, si sufre estrés en los materiales, si existen variaciones de presión interior (es un tubo que está cerrado al vacío), la temperatura exterior, así como otros parámetros de la estructura que permitirán reaccionar de manera preventiva incrementando la seguridad y detectar cualquier anomalía en tiempo real, nada más producirse. Otra de las claves ha sido la incorporación de las estructuras inteligentes de Carbures en el proyecto ha resultado claramente diferenciador sobre el resto de las propuestas presentadas y cobra especial importancia por el lugar en el que se va a instalar este tren futurista: un desierto entre dos ciudades en el que las temperaturas pueden sufrir variaciones de hasta 50 grados.

La ingeniería que exige el proyecto y el cálculo estructural del ducto se ha realizado por los ingenieros de Carbures en México y España, del área de Civil Works, que cuentan con una amplia experiencia en proyectos para ductos petrolíferos en México y en otros proyectos como los duques de Alba, en una obra pionera de ampliación del puerto del Rosario, en las islas Canarias, o la construcción de la cubierta de fibra de carbono para la Fundación Norman Foster en Madrid. El uso de los composites frente al acero trae muchas ventajas en obra civil no sólo por las ventajas de los composites sino también porque facilita la ejecución de los trabajos y reduce las necesidades logísticas de la ejecución como el transporte hasta el lugar de construcción, incluso el mantenimiento es más sencillo al tener una mayor resistencia a los elementos climatológicos.

A nivel tecnológico, se puede decir que no existe en el mundo una construcción igual que ésta: un tubo de estas dimensiones sensorizado que vaya a acoger una cápsula de transporte al vacío. Este contrato es una prueba más del valor añadido de ingeniería y tecnológico-industrial de Carbures y sus ingenieros y trabajadores.

El presidente de Carbures, Rafael Contreras, declara: “Este segundo proyecto que nos encarga Hyperloop supone un espaldarazo a nuestra capacidad tecnológico-industrial 4.0 para los procesos de fabricación de estructuras sensorizadas de última generación. Como compañía tecnológica española es muy gratificante que estemos tan bien posicionados en un proyecto de vanguardia, único, y de la importancia de este en todo el mundo”.

El primer contrato de Carbures con Hyperloop se consiguió mediante la división de Aerospace & Defense de Carbures, a la que Hyperloop adjudicó, en 2017, la fabricación de dichas cápsulas en fibra de carbono. El proyecto en su conjunto es un claro ejemplo de las sinergias que ofrece el modelo de negocio de Carbures, el cual presta soluciones en tres de los mayores sectores a nivel mundial: Aeroespacial, automoción y obra civil. Carbures está aplicando los más estrictos códigos y exigencias de ingeniería y fabricación del sector aeroespacial, adquiridos a lo largo de sus 18 años de experiencia en el sector, en el proceso de fabricación de las cápsulas, que están en la fase de desarrollo y cálculos de ingeniería. Se estima que el proceso de fabricación de una cápsula llegue a su último paso y la estructura entre en el autoclave a finales de este año, aproximadamente.

Hyperloop Transportation Technologies es una empresa americana que espera crear un nuevo sistema de transporte que va a suponer una revolución en la forma de viajar. Es un sistema de transporte ultrarrápido la velocidad que alcanzará será por encima de 1.200 kilómetros por hora, de baja presión y basado en un tubo, que cuenta con el apoyo de los Gobiernos de Australia y Eslovaquia.

© 2015 Carbures Europe S.A. Todos los derechos reservados. Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

United Kingdom Bookmaker CBETTING claim Coral Bonus from link.

Utilizamos cookies propias y de terceros para obtener datos estadísticos de la navegación de nuestros usuarios y mejorar nuestros servicios. Si acepta o continúa navegando, consideramos que acepta su uso.